Menu
Radio Cumbre - En la Cumbre de la Comunicación

Programa de Nutrición con Soja-Capeco

Buscan reforzar seguridad alimentaria en comunidades carenciadas a través de la soja
Fortalecer la seguridad alimentaria de comunidades carenciadas utilizando como base la soja, es el principal objetivo del Programa Nutrición con Soja (PNCS) impulsado por la Cámara Paraguaya de Exportadores y Comercializadores de Cereales y Oleaginosas (Capeco), que suscribió un acuerdo en marzo pasado con la Oficina de la Primera Dama (OPD) para seguir llevando adelante esta iniciativa con mayor fuerza durante la cuarentena sanitaria.

El Ing. Agr. Hugo Pastore, director ejecutivo de la Capeco, comentó que dentro del proyecto denominado Seguridad Alimentaria a través de la Soja, la OPD, con el apoyo de la Capeco, proyectan instalar 20 vacas mecánicas para alimentar a 5.000 familias del departamento Central; y eventualmente llegar a 30 vacas mecánicas en una segunda etapa, para sumar a miles de beneficiarios más al programa.
Esta alianza se origina mediante la experiencia lograda en 8 años de trabajo social de la Capeco, periodo en el cual se instalaron 8 establecimientos o centros de producción y distribución de leche o jugo y bagazo de soja. Dos de ellos están en Asunción (Zeballos Cué y Barrio Santa Ana) y seis en el interior del país (Caazapá, Iturbe, San Cristóbal, Minga Guazú, San Juan del Paraná y Santiago Misiones). Actualmente, el noveno centro de producción está en proceso de entrada en funcionamiento en la ciudad de San Antonio (Central).
El Programa Nutrición con Soja de la Capeco favorece a 12.000 personas que retiran diariamente los insumos de los centros de producción para elaborar los platos dulces y salados a base de soja, o se encuentran en las instituciones ligadas al programa, como el Pequeño Cotolengo, el Hogar de Ancianos La Piedad, Hogar de Ancianas Oasis, Fundación Kansat y su comedor comunitario del Bañado Sur, la Fundación Vida Nueva, que atiende a la comunidad indígena de Jukyty; el Penal de Tacumbú y el Comedor Chiquitunga del Bañado Sur; además se encuentra el Comedor Ña Cecilia del asentamiento Puerto Botánico, la Asociación de Mujeres Emprendedoras que atiende las comunidades del Bañado Norte, entre otros.
Pastore destacó el aporte de este programa en plena pandemia, ya que durante la cuarentena sanitaria la cantidad de usuarios aumentó considerablemente, sobre todo en Asunción y gran parte del departamento Central, e igualmente en centros de producción del interior del país. “Hemos tenido participación con la organización y desarrollo de la asistencia a través de las ollas populares, donde la soja y sus derivados se utilizan para elaborar comidas en grandes cantidades para alimentar a la población más afectada”, indicó.
Finalmente, resaltó que 2.000 personas más se sumaron al programa en estos meses, provenientes de Chaco'i, Emboscada, Limpio, Luque, Mariano R. Alonso, J. Augusto Saldívar y San Lorenzo.


UGP

Modificado por última vez enLunes, 17 Agosto 2020 12:46
volver arriba